Yoga, ¿Quién dijo que es sólo para mujeres?

Yoga, ¿Quién dijo que es sólo para mujeres?
Califica el artículo

¿Quién dijo que el Yoga es sólo para mujeres? Por el contrario se trata de una disciplina sumamente flexible que aporta beneficios que también pueden aprovechar los hombres gracias a ser un estilo de ejercicio físico práctico y saludable.

Si bien es cierto que los hombres desarrollan más musculatura que las mujeres debido simplemente a sus¿Quién dijo que el Yoga es sólo para mujeres? características genéticas, no menos cierto es que asistir a clases de Yoga puede ayudarle a liberar el estrés y conseguir una mayor flexibilidad corporal además de optimizar la respiración.

Por otra parte, la meditación que forma parte del Yoga es de gran ayuda para lograr un equilibrio físico y mental, más allá de que los hombres puedan disfrutar de realizar esfuerzos físicos como los entrenamientos de resistencia o levantamiento de pesas. El Yoga ayuda a fortalecer los músculos y cada una de las asanas (posturas) fomentan la flexibilidad y la relajación que permite una verdadera alineación de cuerpo y mente.

Según muchos entrenadores personales, que alientan el yoga en hombres, se trata de una disciplina cuya práctica hace más eficaz sus beneficios cuando se combina con el entrenamiento de resistencia, en tanto que la meditación es esencial para mantener la concentración y ha sido demostrada su efectividad en la producción de resultados para la salud de los hombres.

Beneficios del Yoga para los hombres

Los beneficios de practicar Yoga son numerosos y los hombres deberían considerar la posibilidad de practicarlo si desean llevar una vida más saludable.

  • Conseguir un mayor control sobre su respiración y así mantener bajo control el estrés
  • Ganar un mayor equilibrio corporal
  • Aumentar la flexibilidad corporal
  • Mejorar la masa ósea
  • Fortalecer el sistema inmunológico
  • Para estudiantes y deportistas de elite el Yoga ayuda a tener un mayor nivel de concentración
  • Lograr una mayor motivación para afrontar cada jornada laboral
  • La practica regular de Yoga a largo plazo mejora la salud masculina
  • Es de gran ayuda para eliminar dolores o lesiones en espalda, rodillas y articulaciones
  • Gracias a los movimientos controlados el Yoga favorece la alineación del cuerpo y la mente

La clave para disfrutar de todos los beneficios del Yoga

Está en practicarlo de manera regular y dejar atrás el mito de que es una técnica exclusiva para mujeres, además de no necesitar más que un lugar tranquilo y ropa confortable que permita realizar las distintas posturas.

Algunos especialistas señalan que los cambios profundos que genera la práctica de Yoga depende también de otros factores como el estado físico, mental y la alimentación diaria, siendo recomendable comenzar con algunos ejercicios básicos y paulatinamente incorporar otras asanas más complejas.

Asanas para hombres que recién se inician en Yoga

Una disciplina que nació siendo exclusiva para los hombres y que con el paso del tiempo también fue practicado por mujeres, quienes deseen iniciarse en esta disciplina pueden hacerlo con tres posturas básicas que son sencillas de realizar incluyendo progresivamente con posiciones más difíciles.

Cabe aclarar que el Yoga para hombres está basado en asanas diseñadas especialmente para el cuerpo masculino pues son posturas que permiten recuperar la alineación corporal natural mejorando el equilibrio y la respiración.

Estas tres asanas para hombres son las que recomiendan los expertos para comenzar a practica Yoga:

Tadasana o Postura de la montaña

Esta asana ayuda a aprender la manera correcta de pararse manteniendo el eje lo más vertical que sea posible y logrando una simetría desde la cabeza hasta los pies, siendo además la postura de inicio y finalización de todas las asanas que se realizan de pie.

  • Lo primero es concentrarse en la respiración, juntar los pies hasta que talones y dedos de ambos pies se toquen.
  • Levantar los dedos de los pies, separarlos y presionar hacia abajo, haciendo la misma presión con los talones.
  • Centrar el peso del cuerpo para repartirlo de manera uniforme entre los pies.
  • Apretar las rodillas y estirar las rótulas, estirando también la parte posterior de las piernas.
  • Mantener la espalda recta y los brazos a los lados del cuerpo con los dedos de las manos apuntando hacia abajo.
  • Soltar el aire y relajar la tensión de los hombres, relajando también los músculos de la cara.
  • Mantener esta postura entre 30 segundos y 1 minuto. Hacer 4 repeticiones

Adho Mukha Svanasana o Perro Mirando hacia abajo

Esta es una de posición de yoga para principiantes y su objetivo es hacer más flexible la columna vertebral.

>> También lee: ¿Qué va mejor, Pilates o Yoga? 

  • La posición inicial es tumbado sobre el suelo boca abajo, piernas estiradas y empeines alineados en contacto con el suelo.
  • Doblar los brazos y colocar las palmas de las manos en el suelo al costado de la cintura de modo que los antebrazos queden perpendiculares al suelo.
  • Inhalar y presionar de forma firme con las manos en el suelo para elevarse, estirando los brazos y separando todo el cuerpo unos centímetros del suelo.
  • Mantener los muslos firmes, brazos estirados y rotados externamente, de manera que los codos apunten hacia los talones.
  • Una vez en esa posición dirigir el sacro hacia la pubis y ésta a su vez en dirección al ombligo para dar mayor extensión a la zona lumbar.
  • Los glúteos deben estar firmes y es necesario evitar que la espalda se arquee demasiado.
  • Mantener la postura durante 30 segundos y para volver a la posición inicial lentamente. Hacer 4 repeticiones

Malasana o Postura de Guirnalda

Esta asana ayuda a tonificar la zona del abdomen y estirar la ingle y espalda.

  • La posición inicial de esta postura es de cuclillas y formando un ángulo recto con los muslos en relación con el torso.
  • Los pies deben estar colocados ligeramente delante de las rodillas.
  • Separar los muslos de forma tal que el torso y los codos presionen contra las rodillas y las palmas de las manos estén juntas.
  • Tras lograr la posición inicial inclinar el tronco hacia adelante entre los muslos y mantenerse durante 20 segundos y volver a la posición inicial. Hacer 10 repeticiones

Una vez que se logra dominar estas tres asanas básicas de Yoga para hombres es posible continuar con otras posturas más complejas siendo lo más importante mantener la constancia y regularidad de la práctica de esta disciplina para aprovechar al máximo sus beneficios.

Autor entrada:

Deja un comentario